Salsa verde

Todas las recetas de merluza en salsa verde

Merluza en salsa verde fácil

Merluza en salsa verde fácil

La merluza es un pescado que se puede acompañar de muchas salsa, cómo la salsa vinagreta de miel, pero si buscas un plato sencillo, asequible, equilibrado y delicioso, la merluza en salsa verde puede ser uno de los muchos que cumplen con estas características.

Si lo preparas con la Thermomix, además de conseguir un resultado delicioso, tardarás muy poco tiempo en hacerlo, ideal para quienes no tienen mucho tiempo para cocinar.

Para elaborar este plato para cuatro comensales necesitaremos:

  • 800 gramos de lomos de merluza.
  • 250 gramos de caldo de pescado.
  • 2 cebollas medianas.
  • 3 dientes de ajo.
  • 60 gramos de aceite de oliva virgen extra.
  • 75 gramos de vino blanco.
  • 1 cucharadita de harina o maicena.
  • Sal (a discreción)
  • Perejil picado (a discreción)
  • 1 guindilla cayena.

Modo de elaboración

Pelaremos y cortaremos tanto la cebolla como el ajo y los meteremos en el vaso de la Thermomix, lo trocearemos todo a velocidad 5 durante 6 segundos. Agregaremos el aceite y la guindilla y lo sofreiremos todo durante 8 minutos a temperatura varoma y velocidad 1.

Cuando acabe añadiremos la cucharadita de harina o maicena y mezclamos durante 40 segundos a velocidad 3. Después volveremos a sofreír, pero en este caso durante 2 minutos, a temperatura 100 grados y con velocidad 2.

El siguiente paso es añadir el caldo de pescado, el vino, el perejil y la sal y lo mezclaremos todo durante 30 segundos a velocidad 4. Cuando esté mezclado cocinaremos durante 4 minutos a temperatura varoma y a velocidad 1 pero sin el cubilete, para que el alcohol del vino pueda evaporarse mejor.

Pondremos los lomos de merluza en la bandeja varoma y colocaremos el recipiente en su posición. Programamos 10 minutos a temperatura varoma y velocidad 1, para que se vayan haciendo poco a poco.

El último paso es emplatar el lomo o la rodaja de merluza y echar la salsa vede por encima, asegurándonos de haber quitado la guindilla y decorándolo, por ejemplo, con dos tallos de cebollino por encima.

Consejos

Si no se tiene caldo de pescado, se puede usar agua con una pastilla de concentrado de caldo de pescado, que aunque no resultará tan sabroso, será el mejor sustituto que podamos encontrar y también queda una merluza muy buena.

Este plato es para comer solo o para comer con una sencilla guarnición que puede ser arroz, unas patatas cocidas, verduras o unas patatas panadera que podemos preparar en el cestillo mientras se hace el pescado y utilizarlas como cuna sobre la que poner la merluza.